La profesionalidad de la injusticia

Lo único que poseemos es este instante
ahora que escribo y grito que la injusticia
es una profesional, ni el futuro, ni el pasado
pueden contra ella, somos unos aficionados
acariciándoles las espaldas al miedo,
miento, siquiera este instante,
también se escapa, los sentimientos
los recuerdos se agolpan en una soga,
parecen disolverse con el grito, con el sollozo
con la ansiedad que recorre fibra a fibra
cuanto observamos,
el mundo es líquido
flotamos y nos dejamos arrastrar por cosas
ellas son afluente imperfectos de la mar océana
que brillará hacia el horizonte muda
con aquellos tintineantes rayos del sol
mandados a jugar con su piel lechosa,
y después están
nuestras plegarias, nuestros diálogos
con dios, con los astros,
imaginemos lo que imaginemos
las almas allí tan lejanas se alejan,
desengañémonos
no encontraremos consuelo porque no existe
el mundo es injusto por naturaleza
es su profesión y nosotros un chisme.

Anuncios

Diálogo para construir la mirada.

Diálogo para construir la mirada.

El poeta es de tristeza
cuando mira desde su atalaya
el poeta es de añoranza
cuando una pared levanta
el poeta es persona cuando se sumerge
entre las razones y nos las quiere,
el poeta es tonto
cuando solo busca palabras
que le esconden la palabra,
el poeta sonríe
raras veces, si atisba
el centro de las cosas,
el poeta es de poesía
cuando desde su materia
construye hilos comunicantes
que juntan costados
fibras musculares
que abren laberintos,
el poeta y su yo
son paisajes del alma
su interior pinta un mundo
con colores que aman el silencio.

Fernando Pessoa: Soy una dispersión de añicos sobre un felpudo por sacudir.

Fernando Pessoa: Soy una dispersión de añicos sobre un felpudo por sacudir.

Aborrezco la queja general
soy yo quien debería quejarse,
pienso en duda contante
ejemplarizo obsesivamente
el principal pupilo soy yo,
escucho cualquier latido
los persigo bajo la penumbra,
perdono a la culpa
ella no tiene culpa,
caí y me trocee en guijos infinitos
el dolor es lo único que siempre está,
mi relato atrae a la apariencia
yo me ofrezco ejemplo de índole
espero emperifollar lo simple
para que no termine como un adorno,
somos fieles reflejos
me pierdo en el espejo
tranquilo, roto y siempre entero
andando con pies de luna
bajo el gemido hueco
de la primera explosión.

La fuga, tras los pasos de la realidad.

La fuga, tras los pasos de la realidad.

El poder es sincero

desde nosotros espía

respira  viento trovador

le recitan poemas en prosa

sin querer escucha,

rama de misericordia

escóndenos la mirada

el que no quiera mirar

que abra bien los ojos,

susurran la violencia

desde mil temporadas

las series, la vena, el ejercito

el sillón incluido

para regocijo divino,

abulia de sociedad

no militas en las cadenas

aun así te impiden andar.

Almeida Garret: La tierra es pequeña y la gente que vive en ella tampoco es grande.

Almeida Garret: La tierra es pequeña y la gente que vive en ella tampoco es grande.

Cuántas generaciones de esclavos necesitan
para considerar que la precariedad
produjo la riqueza necesaria,
¿cuándo se sentirán saciados?
Erguirán sus cuellos de cisne
engalanados con sus chaquetas de firma
mirarán por encima a hordas
a las que ellos llaman saciadas
y entre migajas sin horas extras
lanzarán su queja continua:
¡No es sostenible que todos sintáis orgullo!
¡No es sostenible que dispongáis de dignidad!
¡Se os da más de lo que merecéis!
¡A las puertas están los que vendrán a pugnar
luchad contra ellos, quieren vuestra esclavitud
anhelan aquello de lo que renegáis!

Seguiremos añadiendo
planchas a los entramados
lascas de inquieta historia,
nosotros construiremos
lo que de ellos se escribirá.(Me temo)

Qué demonios de vida defendemos.

Qué demonios de vida defendemos.

Me acortaron las piernas para que mi andar fuese de persona pequeña
que no alcanza nada, moviéndose en la cinta de andar de un gimnasio,
puede ser que por entonces me tropezara con las palabras, y atisbase la lejanía
se convirtió en un juego, en la pasión por el aire, el dialogo con las estrellas
descubrí el idioma del universo, de los animales, las plantas,
puede ser además que naciese en este estado de la consciencia
que luego se convertiría en una actividad espiritual
y renegase, porque no quiero olvidar el lenguaje
que salvo nosotros habla el orbe, y no es el del oficio literario,
tan deshonesto con la esencia y la lucha
tan ensimismado en explicar la realidad imaginaria,
la poesía, en cuanto la dejo, me redime
de la necesidad y la desazón de no saberme expresar
me deja claro el camino que recorreré
con mi siempre piernas pequeñas,
pelear por el dialogo interior con la tierra
el mar, el aire, el sueño, la confianza, sobre todo la impaciencia
e intentar no buscar la esperanza, y su pérfida hermana la utopía,
pero sin las contradicciones, sin desbaratar aquello que nos mueve
no es posible sobrevivir a la existencia, la medida, la medida
no puede haber otra la respuesta, el equilibrio, el taimado equilibrio.

Extranjero del mundo

Extranjero del mundo

Está soñando bajo el vientre extenso de la noche
junto a las estrellas rotas con él viajando
saltan a su lado como delfines
juguetean con la inquietud
de este mismo niño, contra un muro
rompía piedras que parecían duras,
llega a una playa sin estar vivo
tampoco sabe si está muerto,
la arena es hielo oscuro
su pies la funde en barro blanco,
se habla con la única testiga, la luna
si este es el futuro
cómo lo diferencio del pasado
¿ando?, ¿me interrumpo?, ¿voy hacia esas luces?
¿seré enemigo?,¿busco mi lugar?, ¿lo encontraré?,¿existe?
¿serán aliados?,¿entre sus gestos militará la escucha?
¿por qué no dejas de alumbrar las atrocidades?
¿no te cansas de bailar con las mareas?,
se adentra bajo el auspicio del silencio
en tierra desconocida, remonta montañas
observa que abajo las hileras de ignorancia
transportan gente de burbuja en burbuja,
son extranjeros a sus ojos desacostumbrados
pero cuando la vista se posa
siguen siéndolo, extranjeros en su propia casa
y él uno más enterándose de la tierra,
un extranjero más que quiere también su casa
un simple rinconcito para su vida,

han pasado los años, la lucha es la misma
solo le parece que algo ha mejorado
de cuando salió de aquella guerra,
se siente extranjero del mundo.